Inicio Fórmula 1 Jean Todt, “Il Imperatore” regresa a Ferrari

Jean Todt, “Il Imperatore” regresa a Ferrari

Jean Todt volverá a ser nuevamente integrante de Ferrari. El francés dejará su cargo de Presidente de la FIA tras finalizar su mandato y no aceptar presentarse a la reelección para regresar a Maranello donde tendrá la función de “Superconsultor”.

La noticia hace tiempo que circula; pero cuando un excelente compañero como Giorgio Terruzzi se lanza en el Corriere della Sera a dar la noticia de que John Elkann (nieto de Gianni Agnelli) se ha reunido con Jean Todt en varias ocasiones a lo largo de los últimos meses, y que la finalidad no es otra que el retorno del “hijo pródigo” a la Scuderia para incrementar el peso político de Ferrari en la F1, entonces un servidor tiene la mala y veterana costumbre de investigar a fondo todo ello.

Jean Todt siempre era partícipe de todas las celebraciones con Ferrari

Una posición similar a la de Lauda

Por supuesto que en el organigrama directivo del equipo Ferrari han saltado las alarmas desde el primer instante en que se vio a Jean Todt reunirse con Elkann al coincidir ambos en las 24 Horas de Le Mans. El máximo mandatario de Ferrari y Stellantis fue el invitado de honor por parte de la ACO y el encargado de dar el banderazo de salida de la prueba.

Ya en ese momento Elkann tuvo claro que la presencia de Jean Todt nuevamente en el equipo italiano serviría para el “resurgir” que todos los seguidores de Ferrari esperan año tras año. El papel a desempeñar sería el de un “Superconsultor” al estilo del que Niki Lauda tuvo en Mercedes.

Casualmente esta fotografía que hice en Melbourne el año 2005 recoge en el fondo a la izquierda a Niki Lauda observando con detalle los preparativos de Ferrari con Jean Todt antes de la salida del Gran Premio de Australia.

Jean Todt respondería únicamente ante Elkann, con un cargo superior a Binotto (con el que dicen las malas lenguas no tiene una excelente relación), y sería el responsable de poner sobre la mesa el análisis deportivo y económico de la Scuderia. La experiencia del francés sería vital para Ferrari en las reuniones técnicas con la FIA y no olvidemos que le une una gran amistad con Stefano Domenicali, actualmente el máximo responsable de la F1 y que fue el encargado de sustituir a Todt al frente del equipo tras su marcha.

Llegarán los cambios

Monsieur Todt y un humilde servidor nos hemos enfrentado en una batalla de la que él salió muy a su pesar derrotado hace muchos años, y puedo asegurar por ello que no aceptará ningún rol en Ferrari sin que todo lo que él necesite se haya aceptado por completo y sin reproches.

Sus condiciones son claras y contundentes por lo que he podido conocer. Las caras cambiarán en la foto de familia de la Scuderia a la velocidad necesaria y marcada por él. Esta totalmente acostumbrado a ello.

Cuando en 1993 Luca di Montezemolo le propuso dejar su puesto en Peugeot para entrar a formar parte de la familia de Ferrari, Jean Todt ya impuso normas y reglas que tardaron algo más de lo previsto en funcionar como él esperaba. Una vez se completó el circulo con Michael Schumacher, Ross Brawn, Rory Byrne y una larga lista de colaboradores el dominio fue total.

No en vano “mis fuentes” en la trastienda de los boxes de Ferrari siempre me comentaban todos sus detalles bajo el nombre clave de “Il Imperatore”, por su marcialidad y contundencia a la hora de controlar hasta el más mínimo e insignificante dato referente al equipo.

En cuanto la FIA tenga nuevo Presidente, el anuncio del regreso de Jean Todt a Maranello será una realidad. Que no esperen los seguidores de Ferrari un cambio de 180 grados en 2022 en cuanto a resultados de forma inmediata. El trabajo interno para reorganizar las bases del equipo va a ser complicado para Todt.

Aún quedan algunos integrantes de su época, y eso unido al gran respeto que le tienen y a la información que pueda recibir de su hijo Nicholas (mánager de Charles Leclerc) van a ser el punto de partida de la segunda gran revolución que Todt debe implementar en la Scuderia.

El carácter y los nervios extremos de Jean Todt quedan reflejados en la magnífica foto que Laurent Charniaux le hizo en el GP de Francia del año 2006

Artículo anteriorAlonso o Piastri, sólo puede quedar 1 en Alpine
Artículo siguienteLEGO Technic BMW M 1000 RR, excelencia a escala
Periodista. Nacido en plena XX Edición de la Subida en cuesta a Montserrat estaba predestinado a ser un apasionado del motor.Más de 30 años dedicado a la Radio, TV, prensa escrita y ahora inmerso en la era digital.Defensa central (ya retirado) en los partidos amistosos de fútbol junto al irrepetible "Káiser" los jueves de Gran Premio en cualquier rincón del mundo.Tras "dejarse" la voz junto a Jesús Fraile en TVE y tener la fortuna de narrar ambos la primera victoria de Alonso en Hungría 2003, decidió que debía dedicarla durante años también al "doblaje".Desde 2014 PitLane para él es mucho más que un programa de motor

2 COMENTARIOS

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí