Inicio Marcas de Coche Ford Kuga 2020, la gran apuesta de Ford en Europa

Kuga 2020, la gran apuesta de Ford en Europa

Ford ha depositado grandes esperanzas en la nueva generación de su modelo Kuga, que nos presentaba cordialmente en Barcelona el equipo de prensa de Ford España a los medios de comunicación, adaptándose a las actuales circunstancias.

La inversión del “gigante americano” en Almussafes ronda los 750 millones de euros para una modernización de las instalaciones que deberán soportar parte del peso de la nueva era de “electrificación” iniciada por la marca.

Mayor tamaño y habitabilidad

El Kuga llega a su tercera generación

El nuevo Kuga fabricado en Almussafes, es la gran apuesta de Ford, que tiene toda la confianza depositada en él para que se convierta en el revulsivo de ventas ante la nueva perspectiva que el sector automovilístico ha tomado por la crisis del COVID-19.

Bajo la nueva plataforma C2 de tracción delantera flexible de la marca, hace que esta generación aumente el tamaño respecto a la anterior, llegando a los 4,62 metros de longitud.

También gana cuatro centímetros de amplitud y dos en la batalla, aunque en su altura decide retroceder 2 centímetros si lo comparamos con su predecesor.

Esa decisión de rebajar el nuevo Kuga no va en contra en absoluto de su habitabilidad interior. Al contrario, en las plazas posteriores alcanza unas cotas que permite más amplitud y espacio para las piernas. Además la banqueta en esa zona se puede dividir en dos secciones asimétricas (40/60) y tiene un movimiento longitudinal que nos va a ayudar también con la capacidad del maletero.

El volumen de carga varia desde los 475 litros hasta los 645, mientras que en la versión PHEV las cifras son inferiores (411 a 581 litros) a la media de sus rivales más directos.

Otro aspecto positivo de su aerodinámica mejorada es la eficiencia en el consumo de combustible y la consecuente reducción de peso en unos 80 kg. aproximadamente.

3 versiones altamente equipadas

El tablier es completamente nuevo, con una pantalla de serie de 8 pulgadas que integra el sistema multimedia Sync3 de Ford con su eficaz sistema de gestión y conectividad. Ahora incluye la mejorada aplicación FordPass Connect, con la que podremos gestionar e interactuar a distancia con el vehículo mediante nuestro smartphone.

Ford ha dividido en tres las versiones disponibles para el nuevo Kuga: Titanium, ST-Line y ST-Line X. En todas ellas el cliente encontrará un equipamiento muy amplio, siendo de corte algo más deportivo con llantas especiales y acabados específicos en el caso de las dos versiones finales.

El nuevo Kuga está disponible en 11 colores, incluido el nuevo Plata Diffused metálico y el Naranja Sedona. Destacan los acabados de pintura metalizada Premium Rojo Lucid y Blanco Platinum.

Seguridad 5 estrellas EuroNcap

La seguridad es un aspecto primordial en el Kuga que ha obtenido sin problemas la máxima calificación de 5 estrellas EuroNcap, obteniendo una puntuación del 92 por ciento en protección de adultos y recibiendo puntos completos tanto en la barrera lateral como en las pruebas de impacto con poste lateral más severas.

Entre otros elementos incorpora el mantenimiento de carril, el control de crucero con limitador de velocidad inteligente, el asistente precolisión con frenada activa y frenada automática después del posible impacto.

El Kuga es además el primer SUV Ford de Europa equipado con pantalla head-up, que ayuda a los conductores a mantener la vista en la carretera al proyectar información útil en la altura más útil.

El sistema cuenta con uno de los mayores campos de visión de cualquier pantalla headup disponible en Europa, otorgando 6 grados por 2.5 grados.

Los filtros especiales para la pantalla de policarbonato retráctil permiten que pueda ser leída por los usuarios que utilizan lentes polarizados. Dependiendo de la especificación del vehículo, la selección configurable de la información proyectada incluye velocidad (único contenido que siempre está presente); reconocimiento de señales de tráfico; Control de Crucero Adaptativo; navegación; Indicador de agarre; sistema de entretenimiento; y notificaciones de emergencia.

PHEV, doble o nada

La oferta de Ford en cuanto a motores para el nuevo Kuga cuenta con una versión híbrida enchufable que se fabrica en Almussafes, siendo el primer modelo de la marca disponible con esta tecnología.

La arquitectura combina un motor de gasolina de 2.5 litros y cuatro cilindros Atkinson, un motor eléctrico y un generador, y una batería de ion-litio de 14.4 kWh para producir 225 CV.

El nuevo Kuga Plug-In Hybrid ofrece una autonomía de conducción totalmente eléctrica de 72 km NEDC (56 km WLTP) y una eficiencia de combustible a partir de 1.2 l/100 km NEDC (1,4 l/100 km WLTP) y emisiones de CO2* de 26 g/km NEDC (32 g/km WLTP).

La batería se puede cargar utilizando un puerto de carga montado en el paragolpes delantero, y se repone automáticamente en movimiento utilizando tecnología de carga regenerativa que captura la energía cinética que normalmente se pierde durante el frenado. La carga completa de la batería desde una fuente de alimentación externa de 230 voltios llevará menos de 6 horas.

Los conductores pueden elegir cuándo y cómo utilizar la energía de la batería activando los modos EV Auto, EV Now, EV Later y EV Charge. Cuando la batería alcanza su estado de carga más bajo, el Kuga pasa automáticamente al modo EV Auto, que complementa la potencia del motor de gasolina con la asistencia del motor eléctrico utilizando la energía recapturada para optimizar la eficiencia del combustible.

Además el Kuga PHEV recibe la etiqueta CERO de la DGT con las consecuentes ventajas que eso lleva en especial a la hora de conducción urbana y reducción de impuestos.

Los precios son de 37.800 euros con el nivel Titanium, 39.400 para el ST-Line y 41.000 en el caso del el ST-Line X. A ellos habría que descontar las campañas como la del Moves o las de financiación específicas de la marca.

Amplia oferta de motores

 Además de la versión PHEV, la tercera generación del Kuga contará con versiones mild-hybrid (MHEV) e híbridas convencionales (HEV).

El primero, el MHEV, es el Kuga EcoBlue Hybrid de 150 CV y que utiliza tecnología de 48 voltios con la que el motor de arranque-generador apoya al motor de combustión, un 2.0 EcoBlue cuando es necesario, especialmente en las arrancadas y consigue homologar un consumo de gasóleo 4,3 l/100 km. En el acabado Titanium, el menor en el Kuga, los MHEV tienen precios comprendidos entre 32.100 y 35.600 euros.

La HEV es la tecnología que se encuentra en el Ford Kuga Hybrid, con el que también se podrá circular sólo con electricidad durante cortos periodos de tiempo. Lleva el mismo motor 2.5 de gasolina que PHEV y estará disponible tanto con tracción delantera como total, con un consumo previsto de 5,6 l/100 km.

Ambas versiones híbridas contarán con la etiqueta Eco y el Hybrid llegará a los concesionarios a finales de año.

También dispondrá de una oferta de motores de gasolina y diésel sin electrificar: un 1.5 EcoBoost con 120 o 150 CV (5,5 l/100 km), con precios desde 29.000 € y, exclusivamente, con cajas de cambios manuales. 

En diésel encontramos el 1.5 EcoBlue de 120 CV (4,2 l/100 km) o el 2.0 EcoBlue de 190 CV (5,9 l/100 km), el único motor que se combinará con tracción total, a la espera de que lleguen los Kuga Hybrid. 

Ambos EcoBlue podrán contar con cajas de cambios automáticas de 8 velocidades, siendo en el caso del 2.0 de serie. El precio más asequible es de 30.500 €.

Artículo anterior¿Mercedes pondrá en venta el equipo de F1 en 2021?
Artículo siguienteAño 1991: historias sobre ruedas
Periodista. Nacido en plena XX Edición de la Subida en cuesta a Montserrat estaba predestinado a ser un apasionado del motor. Más de 30 años dedicado a la Radio, TV, prensa escrita y ahora inmerso en la era digital. Defensa central (ya retirado) en los partidos amistosos de fútbol junto al irrepetible "Káiser" los jueves de Gran Premio en cualquier rincón del mundo. Tras "dejarse" la voz junto a Jesús Fraile en TVE y tener la fortuna de narrar ambos la primera victoria de Alonso en Hungría 2003, decidió que debía dedicarla durante años también al "doblaje". Desde 2014 PitLane para él es mucho más que un programa de motor