Inicio Marcas de Coche Mercedes La nueva Clase E de Mercedes llega con ISG y 48v

La nueva Clase E de Mercedes llega con ISG y 48v

176

Gracias a la tecnología EQ Boost, los nuevos modelos de la familia de la Clase E son ahora más dinámicos y eficientes.

Esta tecnología se basa en un alternador/motor de arranque que proporciona un empuje adicional por un corto tiempo desde la primera revolución: el llamado EQ Boost. Los vehículos dotados con el sistema EQ Boost reciben el distintivo ambiental “ECO” de la DGT.

Nuevos motores diésel y gasolina

El nuevo motor diésel de cuatro cilindros OM 654 M es el primer motor diésel del mundo que cuenta con un alternador/motor de arranque integrado (ISG) y un sistema eléctrico de 48 voltios.

También es nuevo el primer motor de gasolina de cuatro cilindros de Mercedes-Benz (M 254) con 48 voltios, ISG y compresor adicional eléctrico, por lo tanto, con sobrealimentación dual inteligente. El motor de gasolina de seis cilindros en línea (M 256), disponible por primera vez en la Clase E, también cuenta con alternador/motor de arranque integrado ISG. E

En el corazón de los nuevos modelos de la Clase E, en especial los Mercedes-AMG E 53 4MATIC + (consumo combinado de combustible: 9.1-8.6 l / 100 km; emisiones combinadas de CO2: 209-198 g/km) se encuentra el motor de gasolina electrificado de 3,0 litros también con tecnología EQ Boost y doble sobrealimentación.

En 2017, Mercedes-Benz fue el primer fabricante de automóviles en utilizar el un alternador/motor de arranque integrado en los vehículos de producción en serie. La unidad combina ambas funciones en una potente máquina eléctrica que se encuentra entre el motor de combustión y la transmisión.

Tecnología 48V

En combinación con el sistema eléctrico del vehículo de 48 voltios, la tecnología EQ Boost que incorpora la nueva Clase E, permite el ahorro de combustible y la reducción de CO2 que anteriormente solo se podían lograr con la tecnología híbrida de alto voltaje. Estos incluyen las funciones híbridas típicas de “recuperación”, “boost” (impulso) y “navegación a vela”.

Gracias al apoyo proporcionado en la marcha por el ISG el motor de combustión trabajar en su punto óptimo de carga. Estas funciones hacen que cada Mercedes con ISG se convierta en un híbrido suave. Una ventaja adicional del sistema eléctrico de 48 voltios es el aumento del confort.

Esto se debe a que el alternador/motor de arranque lleva al motor de combustión de manera muy rápida y uniforme a la velocidad de ralentí, haciendo que el proceso de arranque sea aún más suave. El arrancado del motor de combustión cuando se está rodando por inercia apenas se percibe.

La segunda generación del alternador/motor de arranque integrado será lanzada en los nuevos Clase E. La máquina eléctrica ya no es parte del motor, sino de la transmisión. Esto hace que sea más fácil combinar la tecnología innovadora con diferentes motores.

Para ello, el cambio automático 9G-TRONIC incorpora avances que se utilizarán inicialmente en los motores de cuatro cilindros. El motor eléctrico, la electrónica de potencia y el sistema de refrigeración de la transmisión se han trasladado a la propia transmisión. Esta nueva disposición es más compacta y ligera al desaparecer el cableado utilizado anteriormente.

La eficiencia de la transmisión también aumenta. Por ejemplo: la interacción mejorada con la bomba de aceite auxiliar eléctrica reduce el volumen de suministro de la bomba mecánica en un 30%.

Interior de la nueva Clase E

La nueva generación de control de la transmisión totalmente integrado con un procesador multinúcleo y una nueva tecnología de ensamblaje y conexión contribuyen a una mayor eficiencia.

A pesar del aumento de la potencia informática, el número de interfaces eléctricas ha disminuido drásticamente y el peso de la unidad de control de transmisión se ha reducido en un 30%.

Máximas prestaciones para la nueva Clase E

El nuevo motor diésel OM 654 M de cuatro cilindros con ISG de segunda generación y sistema eléctrico de 48 voltios desarrolla una potencia máxima de hasta 195 kW (265 CV) y un par máximo de 550 Nm.

Hay disponibles 15 kW adicionales y 180 Nm para aceleración. En el curso de la electrificación, el probado motor diésel OM 654 ha sido mejorado de manera fundamental. Gracias a un nuevo cigüeñal, la cilindrada aumenta de 1,950 cm³ a 1,993 cm³.

También la presión de inyección aumenta, pasando de 2.500 a 2.700 bar. La respuesta especialmente rápida y la entrega de potencia están garantizadas gracias a dos turbocompresores refrigerados por agua, que ahora tienen una geometría de turbina variable.

El nuevo motor de gasolina M 254 de cuatro cilindros también presenta el ISG de segunda generación. Ofrece hasta 200 kW (272 CV) y desarrolla un par máximo de 400 Newton metros.

El sistema EQ Boost ofrece 15 kW adicionales y 180 Nm en momentos puntuales por poco tiempo. El M 254 combina, por primera vez, todas las innovaciones de la familia de motores modulares (FAME) en una sola unidad.

Estos incluyen el recubrimiento del cilindro NANOSLIDE®, el pulido del cilindro CONICSHAPE® (pulido de trompeta) y el sistema de postratamiento de gases de escape ubicado directamente en el motor.